El poder curativo del ajo

El ajo, usarlo diariamente en nuestros alimentos es maravilloso y saludable ya que retarda el envejecimiento prematuro, además es bueno para el tratamiento de las vías respiratorias.
Para la tos se recomienda pelar 100 gramos de ajos lo lavas y picas finamente. En una cacerola incorporas 2 tazas de agua y viertes los ajos le pones al fuego que hierva y que se consuma a una taza. Lo retiras del fuego y le incorporas ½ taza de miel de abeja.
Una vez que esté preparado este frio, vierta el contenido en un frasco de vidrio lo tapas bien y lo dejas macerar por 20 días. Al cabo de este tiempo lo puedes ya tomar una cucharadita dos veces al día, en la mañana y antes de acostarte.